We Shall Fight on the Beaches

Este es el discurso que Winston Churchill dio en la Cámara de los Comunes el 4 de junio de 1940 durante la Segunda Guerra Mundial, en un momento muy crítico para Gran Bretaña, que era el único país europeo que no habia caído bajo el dominio del totalitarismo. En su caso era el ejército nazi el que atacaba y amenzaba a Gran Bretaña. Churchill, al contrario de lo que Neville Chamberlain había hecho, se negó a negociar o contemporizar con los nazis. Tampoco actuó como Philippe Pétain, ni como Francisco Franco, ni como Stalin que firmó un acuerdo de no agresión entre la Unión Soviética y la Alemania de Hitler: el pacto Ribbentrop-Molotov.

La parte más famosa del discurso es esta:

We shall go on to the end. We shall fight in France, we shall fight on the seas and oceans, we shall fight with growing confidence and growing strength in the air, we shall defend our island, whatever the cost may be. We shall fight on the beaches, we shall fight on the landing grounds, we shall fight in the fields and in the streets, we shall fight in the hills; we shall never surrender.

En estos momentos es bueno recordar que fueron los británicos y los estadounidenses los que más hicieron por que Europa no sucumbiera al nazismo.

Soy español pero en muchas ocasiones siento orgullo y envidia de los británicos, a veces hasta el punto de desear pedir la nacionalidad británica.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s