Cine, movimiento, luz

Hay películas a las que se le ven las costuras; o quizás, ha directores a los que la bisoñez los delata. Tienen buenas ideas, buena intención pero les falta experiencia. Eso es lo que ocurre en La decisión de Julia. Es una buena película. El tema es controvertido: la eutanasia, la buena muerte, la muerte a secas cuando la enfermedad es irreversible.

No se ceba con ello el director sino con una relación amorosa, quizás la única o al menos la más impactante que la protagonista – de quien sabemos muy poco – tuvo en su juventud. A partir de aquí, la madeja se va desovillando, a veces de manera demasiado efectista: el amante era un asesino de ETA, que luego resulta ser un topo de la policía o de la guardia civil. Esto da pie al director para tratar el tema de los sentimientos y de la ética en los asesinos, acercándose – o quizás zambulléndose—en las ideas de Hannah Arendt sobre la banalidad del mal y sobre la posibilidad, siempre humana, de que un asesino quiera a su hijo pero no dude en apretar el gatillo para matar a un desconocido simplemente porque es policía, funcionario de prisiones o político de la derecha nacional – por lo visto, según esos asesinos, muy diferente a la derecha nacionalista, pero esto, ya lo sabemos, son trapos sucios que se lavan en secreto dentro de la casa familiar.

A la película le fallan algunas cosas: el guión, que a veces decae, el blanco y negro: muy efectista pero poco convincente, las deudas cinematográficas, que el director ha de asimilar aún. Es una buena película, que pretende tocar la fibra emocional . El director nos aconsejó en la presentación que nos dejáramos llevar e inundar por la emoción, algo que, por supuesto, no hice porque las películas se disfrutan con la cabeza no con el corazón.

La tarde había comenzado con el folclore argentino y acabó con una reflexión extraña y, dura película sobre el cine, en la que el director no hacía ningún tipo de concesiones. En esta, al contrario que en las anteriores, como era previsible, nadie entró una vez comenzada la proyección ni se marchó a mediados de la misma.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s